Blogia
star.trek

Eso que nos une

Mi gusto por el universo Trek me pareció siempre una pasión solitaria. Algo que me gustaba a mí y que no era muy compartible. Quiero ser claro, no me desagradaba la idea porque soy, en escencia, un solitario.
Tes grandes sorpresas me llevé con esto.
La primera fue que mi entonces novia, hoy esposa, se fue enganchando con la idea de Star Trek. Algo maravilloso dado que a ella no sólo no le interesaba la CF, si no que tampoco se fascinaba con la TV. ¿Por qué se subió a la movida Trek? ¿Acaso tengo un fuerte poder de proselitismo ignorado hasta ahora por mí?
La segunda gran sorpresa fue Nico.
El es mi amigo. De esos que atraviesan la vida con uno. Nos conocemos desde el 75 (cursábamos 2º año de la secundaria). Compartimos el mismo país hasta el 79. A partir de allí el volvió a Uruguay (de dónde es oriundo) y yo permanecí de este otro lado del Río de la Plata. Sin embargo el vínculo se sostuvo. No, claro está, sin sus idas y vueltas (como titularía esta historia el viejo y querido Bilbo). De hecho pasamos varios años sin encontrarnos ni tener noticias el uno del otro. En ese lapso la vida se nos dió vuelta como una media a los dos y nos volvimos a cruzar (cruzando yo el charco) hacia el 93.
Grande fue mi sorpresa cuando me encuentro que mi viejo amigo de la infancia también se había vuelto adicto a Star Trek (TNG en concreto).
La tercera sorpresa fue más reciente. Alejandro (un viejo amigo de mi esposa) cada día me fue resultando más simpático. Al poco tiempo me enteré, obvio, que también era fan de Star Trek.
¿Casualidades?
¿Causalidades?
Ni lo uno ni lo otro.
Eso que me une a mis afectos más importantes es la posibilidad de admirar al otro, de sentirme completamente cautivado por la honestidad e incondicionalidad con la que siguen sus ideas y principios. Son algo así como me gustaría ser a mí.
Y mucho de eso tiene Star Trek.
Es obvio que no me va a caer bien, necesariamente, todo fan de Star Trek. Del mismo modo mucha gente que valoro y aprecio no tiene ni idea de lo que es un klingon.
Pero si es innegable, que Star Trek refleja muchas de las mejores cosas que yo descubro en mis semejantes, muchas de las que quisiera ver realizadas en nuestras sociedades, muchas de las que yo quisiera llegar a ser.
Eso es mucho de lo que me une, en una alianza de fierro, con mis mejores afectos.
Aquella con la que decidí compartir mi vida.
Aquel amigo que estuvo, está, y estará siempre.
Este nuevo con el que, seguramente, compartiré tantas más.
Afectos, historias, cariño, unión, fidelidad, ideales compartidos y defendidos en mutua alianza.
Mucho de eso es Star Trek.
Mucho de eso trato de que sea mi vida.
PD: dedicado, especialmente, a Nico a quién tengo olvidado en el correo electrónico más no en el corazón. Gracias hermano por todo lo compartido. Porque disfrutamos tanto del jugar juntos como de filosofar hasta la madrugada. Un abrazo a vos y tu familia (especialmente a mi ahijado)
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres